Identificación y tratamiento de una fisura anal

Las fisuras anales son muy comunes y relativamente fácile de tratar.

Las fisuras anales pueden ser causadas por una serie de factores como el parto que puede contribuir a una fisura anal, así como la inserción de un objeto  por el ano, diarrea, estreñimiento, o un movimiento del intestino inusualmente grande.

 

Las fisuras anales pueden ser síntomas de una serie de afecciones intestinales, como la enfermedad de Crohn y la enfermedad inflamatoria del intestino. Personas de cualquier edad o nivel de la salud pueden tener la condición para desarrollar una fisura anal  

El síntoma principal de una fisura anal es un dolor muy agudo de forma constante, por lo general acompaña a un movimiento de intestino tambien doloroso.

 

El dolor suele ser muy fuerte y podemos tener sensacion de quemar o arder. Otro síntoma común de una fisura anal es una sensación de picazón alrededor del ano durante la duración de la fisura.

Tal vez lo más preocupante para algunos son los sintomas de sangrado que  puede ser un síntoma visible  durante o después de una evacuación intestinal en forma de gotas de sangre rosada.

fisura anal
 

Otro síntoma común que también acompaña a los movimientos de intestino, es una ligera secreción de color amarillo. Con la variedad de síntomas que pueden  acompañan a una fisura, no es de extrañar que muchos pueden encontrar la experiencia  bastante  desagradable.

Afortunadamente, las fisuras anales no suelen requerir mucho  tratamiento para eliminarlas.

 

Pueden encontrar el tratamiento más eficaz realizando un largo baño en una bañera con aguacaliente. Para otros puede ir muy bien mejorando  la salud digestiva y asi mejorar la facilidad de paso de las heces – ya sea mediante el aumento de la ingesta de fibra, uso de laxantes, o por el consumo de más liquidos  para ayudar la salida de las heces.

 

Mientras que las fisuras anales son comunes, los síntomas son graves e inusuales como para causar preocupación en los pacientes. Con una variedad de tratamientos naturales  en el hogar podemos eliminarlas por completo y  podremos volver a la normalidad con una vida libre de dolor.